La ocultada y olvidada historia de las mujeres africanas

En África, como en el resto del mundo, las mujeres son agentes centrales del desarrollo, en primer lugar, simplemente porque representan cerca del 40% de la fuerza laboral. Una cifra que se puede incluso considerar como infravalorada.

Nzinga Mbande reina de Angola 1583- 1663

La mujer africana, consigue día a día la supervivencia de muchas familias. Su esforzada lucha le ha convertido en uno de los motores económicos de la sociedad africana postcolonial, por no decir el principal. Su aportación representa el 80‐85% de la economía en el África. A pesar de que las mujeres africanas son piezas clave en todos los aspectos de la realidad social, económica y cultural de sus países, su participación en el desarrollo ha permanecido invisible.

Debemos romper esta falta de visibilidad, ofreciendo un acercamiento a la presencia de las mujeres en la vida política, en la economía y abordando su situación en los numerosos conflictos armados que afectan a varios países de la región, remarcando a su vez el papel que han asumido en la consecución de la paz y en la reconstrucción de la sociedad.

Realmente la mujer africana ha demostrado su determinación en desarrollar las oportunidades que le han permitido ocupar puestos de responsabilidad en el continente, espacio que era reservada sólo para los hombres. En el nuevo contexto ya hay algunas mujeres en los cargos políticos, administrativos y sociales. Están presentes en los trabajos sencillos y en la economía informal, pero también en la vida pública, en los parlamentos, en grandes empresas, en la administración, bancos, cooperativas, movimientos reivindicativos, acciones políticas, lucha por la justicia y la paz. Hacen valientes denuncias y nuevas propuestas.

Existe un número creciente de autores que hacen una  relectura del pasado con el fin de encontrar temperamentos femeninos a los que reconocer su valor, ya fueran esposas o favoritas de reyes. Pero, nunca ninguna mujer negra, ha sido reconocida como heroína por la historia, digamos universal. ¿Por qué no visibilizar, ensalzar  también a esas reinas que han guiado a su pueblo, esas activistas  fuera de lo común, esas mujeres  anónimas que con sus hazañas han apoyado las luchas de la humanidad? El material inestimable sobre las antiguas civilizaciones negras no ha sido, por desgracia, suficientemente explotado. Como tampoco  las tradiciones orales, en vía de desaparición, con sus últimos depositarios. Si no se toman medidas para dar a conocer este pasado en su diversidad, corremos el peligro de convertirnos en generaciones amnésicas, sin referencias que permitan rebatir los clichés sobre el supuesto vacío histórico de los pueblos negros.

Reina Ravanalona III Madagascar 1883-1897

Ausentes de la memoria colectiva, a menudo ocultadas por los depositarios de la tradición, parece que las mujeres africanas no hayan dejado ninguna huella en la posteridad. Ahora bien, si no hacemos nada para dar a conocer a la persona, a los personajes de excepción, que han ilustrado episodios destacados de nuestro pasado, las jóvenes generaciones nunca tendrán otras referencias para su imaginario que el eterno estándar del héroe blanco, sublimado por la literatura, la televisión y el cine, como único vector de valores que sin embargo universales.

La mujer africana ha demostrado su determinación en desarrollar las oportunidades que le han permitido. Actualmente en el continente africano se va implantando un firme compromiso con la promoción de la igualdad de género y el empoderamiento de la mujer. Casi todos los países han ratificado la Convención sobre la Eliminación de Todas las Formas de Discriminación contra la Mujer, y más de la mitad ya han ratificado el Protocolo sobre los Derechos de la Mujer en África de la Unión Africana. Entre otros hitos cabe citar la declaración de la Unión Africana del periodo 2010–2020 como el Decenio de la Mujer Africana.

Es necesario comprender cómo se está configurando esta participación en cada contexto nacional, teniendo en cuenta los modelos políticos imperantes, y el peso de las estructuras sociales, religiosas, matriarcales  y patriarcales. Estar atentos a la realidad social de crisis, a lo que nos rodea, abiertos y dispuestos a avanzar e innovar trabajando para tener una mirada atenta, crítica que relee e interpreta la historia para transformar cuidadosamente, ha sido y será nuestra meta prioritaria.

 

Divaika Kiemba

Presidente  del Centre Euro Africa.

@divaika
Share

2 respostes a «La ocultada y olvidada historia de las mujeres africanas»

  1. Excelente artículo. El papel de la mujer en la sociedad me atreviría a decir que en todas las sociedades, en todos los momentos de la historia ha sido siempre infravalorado.
    Gracias por enseñarnos la historia de las mujeres africanas.
    Por un mundo donde quepan muchos mundos ( Subcomandante Marcos)

  2. Excelente artículo. El papel de la mujer en la sociedad me atreviría a decir que en todas las sociedades, en todos los momentos de la historia ha sido siempre infravalorado.
    Gracias por enseñarnos la historia de las mujeres africanas.
    Por un mundo donde quepan muchos mundos ( Subcomandante Marcos)

Deixa un comentari

L'adreça electrònica no es publicarà. Els camps necessaris estan marcats amb *